Libros para el verano: EL COLOR DE LA MAGIA, de T.Pratchett

Continuando con las referencias de lecturas válidas para el verano, una de las más atractivas, por temática, formato y precio (sólo 1,95 €), es la que comentamos a continuación:

Posiblemente, Terry Pratchett sea el autor más indicado para una lectura de verano, por su frescura, descaro, parodia hilarante de los clásicos, y alejamientos de pautas convencionales.  Un autor que, con su serie Mundodisco, ha vendido más de 40 millones de ejemplares en todo el mundo, y de cuyas novelas se ha dicho que “deberían ser lectura obligada para aquellos que pretenden tomarse la vida demasiado en serio”.

Para quien aún no lo conozca, Mundodisco es el escenario -de corte fantástico medieval, aunque a veces evoluciona hasta ambientaciones de época victoriana- donde el autor sitúa sus aventuras.  Un mundo plano imaginario, sostenido por cuatro elefantes que, a su vez, se apoyan en el caparazón de Gran A’Tuin, la tortuga estelar.  En él tienen cabida casi todos los temas y situaciones tópicas habituales en el género fantástico, y muy a menudo realiza parodias ideas y conceptos de autores reconocidos como Howard (Gengis Cohen, llamado Cohen el bárbaro es una de las parodias más divertidas de Conan que he conocido), Tolkien, Lovecraft, Sheakespeare, la mitología, o los cuentos clásicos tradicionales, para hacernos reír con su ingenio corrosivo e irreverente, o establecer desvergonzadas comparativas con situaciones de actualidad.

El Color de la Magia es su primera novela.  En ella aparece Rincewind, uno de sus más asiduos personajes, un hechicero avaro y torpe y fracasado, DosFlores, un turista ingenuo cuyo fiero equipaje le sigue a todas partes sostenido por cientos de patitas; dragones que solo existen si se cree en ellos; el gremios de ladrones y asesinos, espadas mágicas; la Muerte, otro de los grandes personajes habituales; y, por supuesto, un extenso catálogo de magos y demonios…  Ha sido reeditada en diversas ocasiones, y se encuentra disponible para lectura en libro electrónico.

Ahora, la colección Best-Seller DeBolsillo nos ofrece una reedición de las obras de Pratchett, con una oferta inicial muy atractiva de precio, e imposible de rechazar en verano: 1,95€; sin duda, una oportunidad única de acercarse a la obra de este gran autor británico desde sus orígenes para todo aquel que aún no la conozca.

Más información sobre la serie Mundodisco en Wikipedia, pulsando aquí.

Reseñas de otras obras de Terry Pratchett, pulsando aquí.

El asombroso Terry Pratchett, su gato Mauricio, mi hija y yo.

Perdonad ese remedo de título sobre la primera novela que el autor del ciclo Mundodisco dedica los más jóvenes (aunque gustará igual a los mayores), pero me parece muy oportuno.

Porque Pratchet remeda en la novela e introduce en el peculiar Mundodisco no sólo su propia versión de El Flautista de Hamelin, sino un personaje –Mauricio– que recuerda enormemente a ese Gato con botas genial -aquí sin ellas- de los cuentos populares; quien se erige, como entonces, en protagonista de la historia.  Listo y pícaro como sólo un gato sabio puede serlo en un mundo de hombres -pero dotado también de esa malicia intrínseca que se espera de Pratchett-, dispone de capacidad suficiente para pergeñar un timo genial que le rinda beneficios a costa de los poderosos y embaucadores legales, en la mejor tradición de la novela picaresca española.  Hasta que el muchacho ingenuo y virtuoso de la flauta, y las ratas que utiliza en su montaje -grandes devoradoras de libros-, devienen en cultas y escrupulosas, y empiezan a cuestionar la honestidad de lo que hacen… o hasta que llegan a una ciudad regida por un grupo de estafadores mucho más siniestros que ellos y el plan se va al garete; y las ratas deberán descubrir la verdad…

La novela, publicada en 2001, fue la forma en que el autor pensó introducir a los más jóvenes en su serie Mundodisco; le sirvió a Pratchet para obtener la medalla Carnegie al mejor libro juvenil de ese año.

Pero también los adultos podemos disfrutar de esta fábula irreverente de nuestra sociedad, como con cualquier otra de sus obras.

Yo pienso a  hacerlo estas fechas, acompañando a mi hija pre-adolescente (no tanto el “pre”), quien ya disfruta de Harry Potter, ha comenzado a hacerlo con Laura Gallegos, y ahora espero  introducir en Mundodisco.  Puede ser un acierto, un buen regalo para estas Navidades; otra forma de compartir algo más entre ambos, en una edad (¡se me hace una mujercita… qué rápido crecen!) que cada vez nos deja menos cosas para vivir en común.